¿The times they are a-changin’?

Adrián SP
#1 por Adrián SP hace 2 semanas
Buenas,

A raíz de la gira de Rosalía y su concepto de concierto/espectáculo me gustaría abrir un hilo sobre algunos temas que creo están relacionados con la música y derivados. Por supuesto, empiezo a comentar desde la más profunda humildad y con la única intención de compartir impresiones y puntos de vista al respecto.

Primeramente, han habido críticas sobre la total carencia de músicos profesionales en el escenario (al margen de los que ponen los samples y demás).

Seguidamente, han remarcado la tendencia al espectáculo frente a un concierto, primando lo visual frente a lo musical.

También se ha criticado el uso de móviles y el consejo de la propia cantante de ver su espectáculo a través de ellos.

Todos estos puntos me hacen pensar sobre el cambio que está viviendo (o que lleva viviendo) el mundo de la música. Creo recordar una tesis que leí hace tiempo sobre el uso de luces y parafernalia escénica como sustitución de la experiencia de ingerir psicotrópicos por parte del público. Tal vez sea algo exagerado, pero da una idea de la experiencia que se pretende lograr.

No escribo esto para comentar su música: si es una basura o comparable a la capilla sixtina lo dejó en manos de los expertos en el género. Me interesa más la cuestión sobre el cambio de paradigma, o, mejor dicho, sobre la tendencia visual preponderante. En mi opinión responde a una demanda y a un universo estético propio de ese grupo o público objetivo. También ha habido espectáculo en el rock, pienso en Kiss, por ejemplo, y soy de la opinión que muchos músicos carecen de ese componente, y algunos de la noción, tan vital como es el de espectáculo (lo que conlleva la búsqueda de una justicia divina que premie el trabajo y esfuerzo de una persona por dominar su instrumento, aunque se pase todo el concierto con la pose de encontrar la moneda que se le ha caído).

¿Cómo juzgar lo que busca una multitud de personas en un show de Rosalía, a juzgar por el número de asistentes? Que conste que ni sigo a esta mujer ni su género me va, por ello no me veo con el conocimiento suficiente como para realizar un análisis de su obra y milagros, tal y como muchos hacen. Creo que su público es ávido de este tipo de montajes, se sienten identificados con la estética y los usos de la cantante (como los móviles), y soy de la convicción que tirar por tierra todo ello en base a mis gustos y la interpretación de un pasado glorioso de los mismos es anular de un plumazo a un grupo de personas y a la satisfacción de haber encontrado una persona que sepa expresar lo que sienten por dentro.

Y hasta aquí lo que se me ocurre al respecto. Me parecen unos temas la mar de interesantes y que al cuestionarlos nos hacen a su vez recapacitar sobre lo que damos por sentado y los movimientos (en este caso, musicales) sobre los que orbitamos.


Un saludo y gracias por la lectura.
Subir
2
OFERTASVer todas
Chuchez
#2 por Chuchez hace 2 semanas
The times they are a-changin a-peor
Subir
2
BOCATAJAMON
#3 por BOCATAJAMON hace 2 semanas
A mi personalmente es una artista cuya propuesta inicial me gustó, me parecio original a la vez que arriesgada. Artistas del sector flamenco la llegaron a acusar de apropiacion cultural. Pero que con el pasar del tiempo creo que tiene poco que decir, musica sin contenido la cual tiene que adornar con artificios para que atraiga la atencion del publico. Yo la considero musica esteril. Muchos artistas han recurrido al espetaculo visual anteriormente como bien ha dicho el compañero KISS, Slipknot, Madonna, el mismisimo Michael Jackson…etc. La diferencia es que estos lo hacian como algo a sumar a sus conciertos. Su musica tenia y tiene mensaje, te hace sentir algo. A mi Rosalia, personalmente no me hace sentir nada.
Subir
1
Paco
#4 por Paco hace 2 semanas
Cada vez hay una separación más clara entre espectáculo y música.
Y hay artistas que se dedican únicamente al espectáculo ¿para qué llevar músicos? ¿Para qué añadir un riesgo en un espectáculo visual?

Pero pienso que deberían ser más honestos y llamarlo espectáculo visual, performance, danza o lo que quieras. Hacerlo pasar por un concierto no está bien, gustos aparte, un concierto es otra cosa.
Subir
Sandman
#5 por Sandman hace 2 semanas
El outlier no define la tendencia. No te preocupes. Los tiempos siempre están cambiando. Esto es solo anecdótico.
Subir
Toni
#6 por Toni hace 2 semanas
Adrián SP escribió:
Un saludo y gracias por la lectura


Gracias a tí por ese estilo literario.

Como bien dice el compañero Bocatajamón, un detalle a sumar, nada más. El artificio no debería ser el reclamo principal.
Subir
1
Groto
#7 por Groto hace 2 semanas
Hay muchos tipos de espectáculos y los que los diseñan lo hacen condicionados por circunstancias diferentes.

En el pop y el rock hubo desde muy pronto una proporción entre el espacio donde se celebra y la importancia del aspecto visual.
Ya en los 60 se proyectaban luces y formas psicodélicas en los grandes festivales y eran marca de la casa de algunas bandas. En los 70, con la popularización de los grandes grupos que tocaban en estadios en giras mundiales el asunto alcanzó su primer esplendor. La gira de Dark Side of the Moon es uno de los primeros grandes ejemplos.

La tecnología permitió que estos espectáculos fueran cada vez más monumentales y hace décadas que es difícil concebir un concierto de ese tamaño a palo seco: pocos artistas hay que sean capaces de aguantar un espectáculo así con su sola fuerza musical, por ejemplo el Boss.

En los megaconciertos de rock siempre el escenario se llena con luces, imágenes, decoración, figuras, fuegos artificiales… pero el centro de todo suele ser la banda, normalmente con mayor relevancia para el cantante o en segundo lugar el guitarrista.

En otros géneros el baile es el centro del espectáculo y el propio cantante es el centro de esa danza, como en el caso de Rosalía o, qué se yo, de Chayane. En estos espectáculos el público no está mirando a los músicos sino la coreografía y seguramente mucha gente no se da cuenta de que no hay más músico que el cantante.

En el teatro musical sucede algo parecido, el espectáculo es teatral y el interés se centra en los cantantes y la danza, por eso muchos de ellos ya van con música enlatada.

No creo que nada de todo esto acabe con la música en directo, solo son enfoques diferentes del espectáculo detrás de los que hay una valoración del coste en relación con el resultado que quieres obtener y el público al que te diriges.

Eso sí, menos trabajo para los músicos, como cuando se inventaron las discotecas.
Subir
1
Adrián SP
#8 por Adrián SP hace 2 semanas
Al final es lo que el público demande, o lo que le hayan querido hacer creer que es su demanda
Subir
Hilos similares
Nuevo post

Regístrate o para poder postear en este hilo