Amplificadores

Engl Ironball SE: atenuador, loadbox, IR player, ¿el posible futuro de las válvulas?

El inicio de Engl en los 80 fue curioso: propusieron un ampli totalmente programable, bastante avanzado tecnológicamente, que no fue comprendido del todo por el público. A la luz de esto, diseñaron otro completamente opuesto, de gran simplicidad (Engl Straight), y ese sí les ayudó a insertarse en un mercado que, en ese momento, comprendía mejor la tecnología en formato rack que metida en un ampli.

Faltaba que pasaran unas cuantas décadas para que a los guitarristas nos pareciese normal ver tecnología incorporada en nuestro ampli de válvulas, pero eso daba una pista del espíritu tecnológico original que en realidad tenía la compañía. Algo que no necesariamente se adivinaba con los amplis famosos que más tarde introducirían en el mercado, como los Screamers y Thunders, los Powerballs y Fireballs o los Savages, pero quizás sí en los sofisticados previos programables como el Engl E80.

El caso es que Engl tiene, desde hace no muchos años, un nuevo equipo humano, compuesto por personal más joven, y que ha vuelto a poner la mirada en tendencias más contemporáneas, algo que explica productos como el cargador de respuestas a impulsos ENGL Cabloader, o la idea de reducir en tamaño y en potencia algunos de sus cabezales para encontrarles un hueco en el espacio doméstico.

El producto que nos llegó a la redacción hace no mucho es — aunque ya vimos el prototipo en el NAMM 2020 — un perfecto sumario de esas tendencias actuales: el Engl Ironball SE es un amplificador en formato Lunchbox, que cuenta con 2 canales (con boost de ganancia activable en ambos), reverb, delay, puerta de ruido (memorizables por preset y con spillover), boost de volumen, loop de fx conmutable, atenuador con 3 potencias a elegir, caja de carga para poder usarlo sin necesidad de pantalla conectada, MIDI, memorias y un cargador de IR's (también programable por preset) que nos entrega una señal emulada con nuestras respuestas a impulsos preferidas a través de auriculares o por XLR.

Dicho de otro modo, un cabezal valvular fácil de llevar en la mochila que podemos usar sin pantalla y en silencio, sin molestar a nadie, y que puede servir tanto para practicar con auriculares en casa sin necesidad de pantalla alguna, como para grabar en el Home Studio, como para tocar el local de ensayo o el concierto, y sin estar atados al sonido de una emulación de altavoces prefijada, sino pudiendo personalizarla.

Una combinación que otros fabricantes ya han estado muy cerca de dar en el clavo (productos como el Hughes & Kettner Grandmeister, el Revv Amps D20 u otros), aportaciones valiosísimas, pero que no ofrecen la misma combinación exacta de prestaciones. Este es un cabezal para metal, sin duda, pero su diseño sería válido para aplicarlo en un futuro a cualquier ampli que nos guste, y de convertirse en algo habitual, podría devolverle a las válvulas el sitio que lo digital les robó.

En el vídeo os ofrecemos, por supuesto, una prueba completa de las capacidades del ampli, ya que la idea original era evaluarlo. Pero no pudimos evitar reflexionar si formatos como este podrían cambiar las tornas en el mundo de lo valvular.

Más información | Engl

¿Te gustó este artículo?
38

Equipo relacionado

  • Engl Ironball SE
    Engl Ironball SE

Regístrate o para poder comentar