Teoría y técnica

Cinco minutos al día para mejorar tus bendings

Un reciente vídeo del guitarrista Bradley Baker nos muestra algún que otro truco para mejorar nuestros bendings con una inversión de tiempo más que aceptable: Según él, 5 minutos diarios serían suficientes. Se trata de una rutina muy sencilla y concreta pensada para aquellos que que están aún descubriendo la técnica por primera vez, o bien para los guitarristas que ya la conocen pero quieren llevar su precisión de afinación de bending a un nivel superior de exigencia. Aunque, como veréis, Bradley sólo muestra el ejercicio usando la segunda y tercera cuerda, podemos adaptar todo lo que nos muestra a otras cuerdas y otros trastes diferentes a los del ejemplo.

El primer ejercicio consiste en hacer un bending de un tono completo desde el Mi de la tercera cuerda (traste 9), alcanzando así la nota Fa#. Para comparar la calidad de su afinación, el protagonista del vídeo toca alternativamente el traste 7 de la segunda cuerda, correspondiente también a la nota Fa#. De este modo, podemos comparar si nuestra nota con bending y la nota de referencia suenan igual. Si suenan iguales, quiere decir que nuestro bending tiene la cantidad de estiramiento deseada. Recomienda encarecidamente no hacer siempre nuestro bending de forma rápida, sino también trabajar lentamente para obtener seguridad y que el esfuerzo muscular sea firme.

Nota de referencia
El uso de una nota de refencia permite evaluar la afinación de nuestro bending

En el segundo ejercicio, se incluye una pequeña pero interesante variación. Esencialmente se trata de hacer lo mismo, pero en lugar de tocar las dos notas alternativamente, las tocaríamos a la vez, atacando ambas cuerdas. Esto pone aún más de manifiesto las diferencias de afinación entre ambas notas, tanto si nos quedamos cortos con el bending como si nos pasamos, ya que las disonancias entre ambas notas serán más audibles (y más todavía si hay un cierto grado de overdrive en nuestro sonido). Además, señala que puede ser buena idea ampliar el ejercicio haciéndolo a diferentes alturas del mástil.

Nota y bending a la vez
Detalle del uso simultáneo del bending y la nota de referencia

Bradley muestra los ejemplos normalmente con un bending de un tono completo, pero hay otras distancias que podemos querer trabajar, como el medio tono, o el tono y medio (este ejercicio puede no ser apropiado para bendings con fracciones inferiores a un semitono, ya que no encontraríamos con comodidad una nota de referencia en el diapasón).

Y aunque no está en el vídeo de Baker, os añadimos de nuestra propia cosecha un consejo extra: es sabido que algunos guitarristas practican sus bendings con el afinador conectado, ya sea de pedal (sin modo bypass) o de pinza. Mediante la información de la pantalla, pueden saber cómo de precisa es la nota que han alcanzado. Sin embargo, este truco está limitado los afinadores con modo cromático (aquellos que nos muestran cualquiera de las 12 notas que podemos tocar con nuestra guitarra), ya que los que están únicamente pensados para afinar las cuerdas de nuestra guitarra al aire sólo responderían adecuadamente a las notas Mi, La, Re, Sol y Si.

Bending y Afinador

Más información | Bradley Baker

¿Te gustó este artículo?
10
Comentarios

Regístrate o para poder comentar