Efectos

Darkglass Element, un cargador de IR's con salida de auriculares dual y receptor de música Bluetooth

Aunque aún os debemos un buen artículo explicando lo que son para los que aún no estáis familiarizados con ellas, las respuestas a impulsos (las IR's, impulse response en inglés) han sido la tecnología que más ha refrescado la emulación digital en los últimos 5 o 6 años. Y en ese tiempo nos hemos ahogado en mares de pedales que utilizan dicha tecnología usaba, habitualmente, para la simulación de altavoces.

Por eso ya empieza a ser un poco predecible lo que vamos a encontrar cuando nos anuncian otro pedal de esas características, y también por eso es agradable encontrar alguno con un enfoque ligeramente diferente. Nos referimos al Darkglass Element, un pedal de una marca finlandesa especializada en el mundo del bajo eléctrico, que esta vez han presentado lo que nosotros interpretamos como un pedal válido tanto para las 6 como para las 4 cuerdas. Es un cargador de IR's, sí, pero carece de pantallas y potenciómetros, y ofrece en su lugar un control táctil para elegir entre las 5 IR's que hayamos cargado en su interior.

Darkglass Element

Dicha carga podemos realizarla mediante el puerto USB-C o bien enviando las IR's de forma inalámbrica via Bluetooth, tecnología que también podemos usar para enviarle música desde nuestro teléfono. Una innovación interesante si somos de los que preferimos usar la mínima cantidad de cables posible y que combina perfectamente con las salidas de auriculares dobles de las que dispone. Los faders luminosos que presenta el pedal son táctiles y nos permiten controlar el volumen de cada salida de auriculares individual y la relación de mezcla entre nuestra señal y la de la música recibida por bluetooth, que también podemos introducir mediante cable tradicional si lo preferimos.

Para conectar el Elements con el resto de nuestro equipo, cuenta con una entrada con tres tipos de niveles diferentes (0 dB, -12 dB y -30 dB) lo cual lo hace apto para nuestro instrumento, nuestros efectos con nivel de línea o incluso la salida de nuestro ampli: aunque no es una caja de carga y obligatoriamente necesitaremos tener conectada una pantalla, el Element puede situarse entre ambos a modo de caja DI y sacar una señal emulada o sin emular a nuestra elección (o usando una salida paralela de la pantalla, si la tiene). Dicha señal puede ser enviada a mesa gracias a la salida XLR de la que dispone. El pedal vale unos 250 euros, pero ciertamente parece una solución muy completa para conectar al final de nuestra cadena de efectos o amplificador y convertirla en una señal apta para línea o auriculares.

Más información | Darkglass

¿Te gustó este artículo?
6
Comentarios

Regístrate o para poder comentar