Efectos

Review de Neunaber Illumine, reverbs enormes en un pedal pequeño y fácil de usar

En agosto del año pasado os hablábamos de Illumine, un producto con el que la marca californiana Neunaber –que presume de "no ser un fabricante en masa, pero tampoco boutique"— entraba a competir con los grandes en un terreno disputado y difícil como el de los pedales de reverb.

¿Qué puede aportar a su segmento, entonces? En este análisis en vídeo, David García se propone descubrirlo. Lo que plantea Illumine es un motor de sonido complejo, con 17 algoritmos de reverb, pero a la vez, se apoya en un concepto muy sencillo a nivel de usuario. Es un pedal que se maneja con tan sólo dos switches, dos ruedas y dos pulsadores, y comparado con otros de este tipo, ocupa poco espacio y consume muy poca corriente (en concreto, sólo 100 mA, cuando algunos de sus competidores pueden cuadruplicar esa cifra. Eso implica que podremos usarlo con cualquier fuente de alimentación, sin tener que contar con una dedicada).

Tiene otros detalles diferenciales; por ejemplo, la parte seca no pasa por los conversores ADC/DAC, sino que discurre de forma analógica por el pedal, manteniendo así la integridad de la señal. Como observaréis en el vídeo, Illumine guarda otras sorpresas, pero lo que más destaca es su amplia paleta de sonidos ambientales.

¿Te gustó este artículo?
9
OfertasVer todas

Regístrate o para poder comentar