Guitarras

Probamos la Harley Benton ST-70 Paisley Black

En Guitarristas tuvimos la ocasión de echarle el guante a uno de los modelos estéticamente más atractivos de Harley Benton, la ST-70 Paisley Black. Se trata de una stratocaster de configuración HSS con pastillas Wilkinson y un acabado de cachemir negro que la convierte en uno de los modelos con mayor presencia estética de todos los modelos de la marca. Eso sí, como siendo habitual en Harley Benton, todo ello está pensado para que en ningún momento sea una agresión para el bolsillo. Se trata de un modelo de 198 euros de precio que entra dentro de la serie Deluxe de la firma. Vamos a proceder al análisis.

Harley Benton St-70 Paisley Black

Ficha técnica

  • Deluxe Series
  • Cuerpo de tilo
  • Mástil de arce atornillado (bolt-on) con forma de 'C'
  • Diapasón de palisandro
  • Radio del diapasón: 350mm
  • Inlays de puntos
  • 21 trastes medium jumbo
  • Escala de 648mm
  • Anchura de cejilla de 43mm
  • Pastillas Wilkinson Alnico vintage HSS
  • 1 control de volumen
  • 2 controles de tono
  • Interruptor de palanca de 5 posiciones
  • Herrajes de cromo
  • Trémolo Wilkinson
  • Cuerdas D'Addario 010 - 046
  • Acabado: Cachemir negro (Black Paysley)

Aspecto externo

El aspecto general de la Harley Benton ST-70 Paisley Black es correcto, tratándose de una guitarra que no desagrada en una primera mirada. En esta gama de precios es frecuente detectar la sencillez del instrumento incluso con una mirada a distancia, debido a elementos como barnices de brillos menos atractivos o una coloración “barata” en los plásticos. Sin embargo, este punto está bastante salvado. Quizás el punto más flaco es el aspecto de los herrajes, que sí que cumple un poco más con el estereotipo de guitarra low-cost. Tanto el puente como la entrada de jack tienen un brillo que tenemos asociado a instrumentos de gama sencilla.

Una vez en la mano, pudiendo examinar los acabados de cerca, no se observan fallos notables ni terminaciones que podamos señalar como escandalosamente defectuosas o incorrectas. El estampado es agradable, aunque se nota que no tiene la misma definición ni glamour que el que encontraríamos en guitarras de alta gama. Por supuesto, esta guitarra no trata de competir con ellas con esta decoración, sino ofrecer una variedad con más carácter que el clásico rojo, negro y sunburst tan típico de las guitarras de gama de entrada. Ese objetivo lo cumple bien, ya que permite tener una guitarra barata pero con algo de personalidad propia.

En cuanto al mástil, tanto el diseño de la pala como la apariencia de las maderas son poco ostentosos (especialmente el palo rosa es de un aspecto muy modesto) pero funcional y no ofrece sensaciones marcadamente negativas. En resumen diríamos que se ha puesto cuidado en que no haya ningún defecto estético flagrante (al menos en la unidad que pudimos probar) pero tampoco hay detalles lujosos ni decoraciones más allá del estampado de cachemir.

Harley Benton St-70 Paisley Black

Tacto del instrumento

Entrando en el tacto, nos encontramos una guitarra con un peso acertado, sin sorpresas negativas de equilibrio. La mano derecha se posa cómodamente sobre el puente en técnicas como el Palm Mute, y la sensación de respuesta de las cuerdas es la adecuada. No obstante la mano izquierda tiene algo más de trabajo, ya que el diapasón presenta una cierta aspereza y, sumado a una acción de las cuerdas algo desafiante, nos vemos obligados a compensar estos aspectos al tocar. Está claro que una guitarra que nos hace más fácil el tocar y tiene un mástil como la mantequilla suele valer varias veces más que este instrumento. Por eso, hemos valorado principalmente dos cuestiones: ¿Tiene peor tacto que el de la media de guitarras de este precio? Y en segundo lugar, ¿Dificulta gravemente la ejecución? Afortunadamente, a ambas respuestas contestaríamos que no, ya que sus características de tacto son bastante comunes en esta gama de precios y, lo más importante, no nos supuso una verdadera traba para tocar. Además, como muchos sabéis, un ajuste adecuado de la guitarra podría llegar a suavizar la extraña sensación derivada de la acción,mejorando el resultado final. Aún así, es el punto que más incertidumbre nos generó.

Harley Benton St-70 Paisley Black

Sonido

Damos nuestros primeros acordes y procedemos a afinar. Parece que la respuesta de los afinadores es adecuada y conseguimos un nivel de afinación bastante positivo. Volvemos a tocar acordes y escuchamos la entonación de acordes abiertos como Sol, Re o La, especialmente comprometidos en guitarras de este precio. También trabajamos acordes con cejilla en trastes altos, para valorar su entonación. En general, la guitarra entona lo suficientemente bien para un guitarrista que esté dando sus primeros pasos y desee aprender. Observamos algunos fenómenos adversos relativos a la afinación en segunda y tercera cuerda por la altura del traste 12, que podrían llegar a ser corregidos mediante el ajuste de los patines. Para guitarristas más experimentados, es bastante posible que algunas pequeñas disonancias al emplear determinadas formas de acorde a distintas alturas del mástil pudieran hacerse notar. En cuanto a la estabilidad de la afinación, tuvimos que corregir algunas cuerdas durante la ejecución, pero no detectamos un nivel alarmante de enganches de la cuerda en la cejuela, ni problemas similares. Únicamente el uso del trémolo muy continuado ponía en situación de peligro la afinación.

Harley Benton St-70 Paisley Black

En cuanto al sonido de las pastillas Wilkinson y el carácter sonoro general de la guitarra, nos sentimos bastante cómodos. Las pastillas son muy sencillas, pero dan un nivel de señal aceptable, quizás más conseguido que modelos que podrían llegar a competir con ella. No se trata de un sonido del más alto nivel (obviamente), pero sí demuestra una calidez y un cierto equilibrio. Es muy típico en este tipo de guitarras que los agudos sean delgados, faltos de dinámica y punzantes y que, al cambiar a otras pastillas, obtengamos un sonido más débil y más ahogado, pero no interesante. Sin embargo, creemos que el sonido de las pastillas de esta guitarra está algo más mimado para una guitarra por debajo de 200 euros. Pudimos pasar un rato en cada posición de pastilla observando los matices de cada una de ellas, y en algunos momentos, conseguimos sonidos bastante buenos. La presencia de la pastilla doble del puente da un extra de versatilidad que responde verdaderamente bien en los sonidos distorsionados. Quizás las modalidades de pastilla simple son las que respondieron a la distorsión con algo más de dificultad, pero nada dramático. La parte puramente sonora de la guitarra nos sorprendió, dejándonos con un buen sabor de boca, más aún considerando nuestras expectativas hacia una guitarra de tan bajo coste.

Sonidos limpios

Posición puente
Posición puente+central
Posición central
Posición central+mástil
Posición mástil

Sonidos distorsionados

Posición puente
Posición puente+central
Posición central
Posición central+mástil
Posición mástil

Veredicto final

Nuestro veredicto final es muy sencillo: una guitarra de estética y apariencia correctos, que flaquea algo más en el tacto, pero que ofrece un sonido muy conseguido. No estamos sugiriendo que la Harley Benton ST-70 Paisley Black vaya a sonar igual o mejor que modelos mucho más caros, pero sí que suena mejor que muchos otros modelos de igual precio. Por ejemplo, creemos que podría hacer frente a algunos modelos de Squier de precio similar. Por otra parte, el tacto es algo que merecería la pena ser revisado ya que podría dejarla en una posición menos elevada respecto a modelos económicos de otras marcas que, en ocasiones, presentan una cierta suavidad en los diapasones y una acción de cuerdas bastante conseguida.

Aún así, La Harley Benton ST-70 Paisley Black es una guitarra que tiene buen aspecto, suena bien y se afina muy razonablemente, por lo que creemos que es ideal para un aprendiz de guitarra que busque tener un instrumento con algo de personalidad, que no sea exactamente igual a los otros cientos de stratocasters que existe en la gama baja de precios. Creemos que los problemas de tacto no son tan grandes (ni se superarían tan fácilmente sin aumentar el presupuesto), por lo que es correcto considerarla como una posibilidad de compra para adentrarse en la afición a las 6 cuerdas.

Harley Benton St-70 Paisley Black

Más información | Thomann

¿Te gustó este artículo?
9
Comentarios

Regístrate o para poder comentar