Efectos

Reverse Supply System de LME, alimenta tus pedales conectándolos entre sí

LME Pedals

Una de las cosas que acostumbran a complicar nuestra pedalera es la convivencia entre los dos tipos de conexión que intervienen: la de la señal y la de la alimentación. Cuanto más compleja es la pedalera, más incómoda se vuelve, como también resulta más difícil detectar los fallos cuando ocurren. Y ni vamos a mencionar aquellos casos en los que, además, hay conexiones MIDI. La empresa de pedales barcelonesa LME Pedals ha propuesto un sistema de conexión que puede simplificar algo el proceso de alimentación, se llama Reverse Supply System.

Evoverdrive

En esencia, lo que ha hecho LME es incluir en sus pedales dos conexiones de alimentación eléctrica, que permiten ser empleadas como entrada y salida o viceversa. Algunos pedales como los afinadores de Boss y otras empresas ya incluían algo similar, con la diferencia de que no podían ser utilizadas de manera indistinta (“in” siempre era “in”, y no podía servir como “out”). Además, el plan de LME es que todos sus productos adopten este sistema, pudiendo prescindir de conexiones tipo “daisy chain”. El alimentador general se conecta al primer (o último, si se desea) pedal de la cadena, y los pedales se alimentan entre sí mediante cables cortos de alimentación, que quedan dispuestos de forma paralela a los cables de audio.

Según LME, este sistema aporta la ventaja de poder conectar el alimentador por el lado que deseemos, pero también señala que nunca conectemos más de un alimentador al pedal o pedales que tengamos entrelazados. Las salidas incluyen prefiltraje RF y protección contra polaridad inversa. Eso sí, por el momento el sistema está limitado a 1 Amperio como intensidad máxima, y recomiendan no utilizar un número de pedales excesivamente elevado.

LME Pedals

Más información | LME Pedals

¿Te gustó este artículo?
4
Comentarios

Regístrate o para poder comentar