Efectos

Boss OC-5, el pedal octavador clásico, ahora polifónico y con menos latencia

De todos los efectos que hay en el mercado, las emulaciones de amplis/pantallas, las reverbs y los pitch shifters están entre los que más recursos informáticos requieren. Por ello, son también los que se han beneficiado más de la gran explosión tecnológica que hemos vivido de en el campo de lo digital, y explica que algunos pedales hayan sido puestos al día con nuevos procesadores y capacidades: es el caso del Boss OC-5, el más reciente de la línea clásica de octavadores que Boss vende desde hace años.

Boss OC-5

Para los que no estén muy duchos en el tema pitchshifters, los tres grandes sectores que hay en esta familia de efectos son los whammys, los octavadores y los armonizadores (suelen recibir este último nombre aquellos que permiten una cierta variedad de intervalos para armonizar con la señal original y muy especialmente, los que permiten elegir escalas concretas, llamados "inteligentes", como el Boss PS-6). El OC-5 entra dentro del segundo grupo: se limita a ofrecer sonidos de octava respecto al sonido original.

Sin embargo, presenta novedades muy interesantes respecto a sus antecesores: ahora el tracking (la capacidad de "lectura" de las notas que estamos tocando) es más preciso y rápido, por lo que percibiremos menos latencia al tocar. Además, ahora tiene capacidad polifónica, por lo que tocar acordes no confundirá al pedal como sí ocurría con versiones anteriores. Sin embargo, podemos volver al estilo clásico de procesamiento (presente en el OC-2) en cualquier momento moviendo un selector, y recuperar los sonidos característicos de cuando el tracking anda un poco perdido, algo que se aprovecha en ocasiones de forma artística.

 

Otra mejora muy destacable es que ahora no sólo podemos añadir dos voces de 1 y 2 octavas más grave, sino que también contamos con una tercera voz que suena una octava por encima. Una mejora que hace más versatil este OC-5, que como viene siendo habitual en Boss, funciona a 9V DC o a pilas. Y cuenta con más finuras: una de ella es un selector de modo para adecuar su respuesta a la guitarra o al bajo, y el modo lowest, una prestación mediante la cual el OC-5 sólo añadirá octavación de -2 octavas a la nota más grave del acorde que estemos tocando. Obviamente, sólo está disponible en el modo polifónico. El pedal cuenta con una salida directa y tendrá un precio entorno a los 140 euros.

Más información | Boss

 

¿Te gustó este artículo?
11

Equipo relacionado

powered by Hispasonic
  • Boss OC-5
    Boss OC-5

Regístrate o para poder comentar