Método rápido para cambiar la afinación



Si quieres un método sencillo y fácil de recordar para cambiar la afinación de tu guitarra no dejes de leer. Vamos a ver un método para afinar la guitarra de forma estándar, es decir, manteniendo el patrón de tonos y semitonos que tiene la afinación original de E (mi). Es importante hacerlo con cuerdas nuevas. Pondremos como ejemplo que queremos cambiar a la afinación de D (re), vamos allá:

1. Conectamos el afinador. Se afina la nota en la que queremos la afinación de la guitarra en la sexta cuerda. En el caso de nuestro ejemplo ésta es la nota D (re). Si quisiéramos afinar en C (do) la nota a poner en la sexta cuerda sería C.
2. Miramos en el afinador la nota que nos da en el quinto traste de la cuerda que acabamos de afinar: ésa es la nota que tendrá la siguiente cuerda. En nuestro ejemplo la nota que hay en el quinto traste de la sexta cuerda es G (sol).
3. Afinamos la quinta cuerda con la nota que nos dio en el traste 5 de la cuerda anterior.
4. Hacemos el mismo procedimiento de coger la nota del quinto traste para la siguiente cuerda en todas, CON EXCEPCIÓN de la segunda cuerda, que lleva la nota del traste 4 de la cuerda 3.
5. De haber seguido correctamente este procedimiento la nota de la primera cuerda coincidirá con la de la sexta. En nuestro ejemplo hemos afinado nuestra guitarra en D y han quedado las siguientes notas: D-G-C-F-A-D (re-sol-do-fa-la-re).

Nota: Aunque todo va en gustos y a cada guitarrista le gusta un calibre distinto, es importante tener una buena relación entre la afinación y el calibre de las cuerdas. Un calibre 0.10 para D y E está muy bien; 0.11 para C, C# y un 0.12 para las más infernales.
Espero que os resulte sencillo; de no ser así escribidme con cualquier duda o sugerencia y os atenderé encantada.

Un saludo!
¿Te gustó este artículo?
18
Comentarios

Regístrate o para poder comentar