El posible suicidio empresarial de VIK Guitars

Hacerse un nombre en esto de la industria de fabricar guitarras, con la competencia actual no es nada fácil. Si encima tienes nombres como Tosin Abasi, Javier Reyes y Misha Mansoor como endorsers presentes y futuros, no es para andar haciendo "el chorra". Pues bien parece que Vik Kuletski, propietario de VIK Guitars se ha querido hacer el gracioso y la broma puede resultarle muy cara.

Hace unos días la revista Time publicaba un artículo en el que Paul Masvidal y Sean Reinert, (guitarrista y baterista respectivamente) del grupo progresivo Cynic se declaraban abiertamente homosexuales. La comunidad metalera respondía de forma unánime dando total soporte a estas declaraciones, mostrando que el mundo ha cambiado mucho en este aspecto, afortunadamente para mejor.

Vik Kuletski publicaba en su cuenta de Facebook una nota en la que decía "ahora entiendo porque nunca me han gustado las guitarras sin pala (headless)". Tras las preguntas de rigor por parte del personal al no entender el comentario, Vik contestaba así a sus seguidores "las noticias recientes os darán la respuesta". Un avispado Per Nilsson comentó "si estaba mezclando a gays con guitarras headless" y Vik respondió que no le gustaba ninguna de las dos cosas. Ni corto ni perezoso el luthier se fue metiendo más y más en aguas pantanosas con más bromas sobre el asunto.

En poco tiempo artistas como Adam Nolly de Periphery (con contrato de endorsement por renovar), Keith Merrow o Misha Mansoor -al que incluso Vik amenazó con no terminarle la guitarra si no se mostraba de acuerdo con sus puntos de vista homófobos- han terminado sumándose a una posible campaña pro derechos humanos que ha sido promovida por Paul de Maio, al que se han sumado nombres como Strandberg entre unos cuantos.

Mucho me temo que la carrera de este señor, que ya pendía de un hilo tras saberse que muchos artistas han tenido mucha paciencia por su falta de seriedad a la hora de cumplir sus plazos de entrega, está finiquitada, lo que nos indica además lo peligroso que es tontear con ciertos temas en las redes sociales. Os dejo algunas de las capturas que han hecho en los foros de sevenstring.org y el culebrón completo aquí.

Esto es lo que ha declarado Misha Mansoor:
"Hace dos años hice un encargo a Vik Kuletski de Vik Guitars. Hoy ese encargo ha sido cancelado. No me produce buena conciencia promover y dar soporte a él y su compañía tras conocer sus puntos de vista sobre el colectivo de gays y lesbianas y sus derechos. Teníamos un acuerdo en el que yo recibía la guitarra a precio reducido con la consabida promoción por mi parte, pero después de sus comentarios rehuso la promoción y la asociación con esta marca. Lo único que me faltaba era pedir de regreso mi dinero invertido. Me aseguró que mi dinero sería reembolsado por Paypal al completo este viernes. Solo espero que cumpla su palabra.
Tenía constancia sobre sus problemas para entregar sus guitarras a tiempo y su aparente falta de conocimientos en atención al cliente en general. Yo mismo lo he experimentado los últimos dos años. Estaba contento de esperar más tiempo pues sabía que la guitarra tendría una gran calidad y estaba haciendo esfuerzos por arreglar estos problemas. Y tenía esperanzas en ser capaz de promover una nueva y mucho mejor Vik Guitars.

Pagué el total de la guitarra en enero, con la promesa de que estaría lista para NAMM. No estuvo. Ahora que voví a preguntar de nuevo cuando estaría lista, Vik me dejó claro que no me mandaría la guitarra a menos que no diera soporte a sus puntos de vista. Le contesté que mi ética y mi moralidad estaban por encima de una guitarra.

Creo en las ideas libres y la libertad de expresión, pero también creo que también eres libre de aceptar las consecuencias que tienen tus declaraciones. Como propietario de un negocio, el representaba mucho más que a sí mismo y no estoy de acuerdo que sus prejuicios afecten a mi persona de alguna forma. He de decir que es gratificante ver que la gran mayoría de mis colegas se han sentido de la misma forma en este asunto. No creo que nadie deba discriminar a otro por sus orientaciones sexuales.

Afortunadamente para nosotros hay muchísimos grandes luthiers y empresas de guitarras que no solo construyen grandes instrumentos, los entregan a tiempo y cumplen con su palabra. Sus prejuicios no forman parte de su misión en la vida. Recomiendo dar soporte a este tipo de compañías. También espero que déis soporte a vuestros hermanos y hermanas de la LGBT que necesitan tu ayuda para ser tratados con la igualdad que se merecen."

¿Te gustó este artículo?
28
Comentarios

Regístrate o para poder comentar