Rutinas

97.jpg





Vamos a hablar de una medida que toman aquellos que no se conforman con tocar: la rutina. Hablamos de rutina musical cuando nos referimos a un conjunto de ejercicios o actividades pactadas con anterioridad para hacerlas con una frecuencia concreta. Cuando se aplica a la guitarra, la rutina puede ser sólo técnica, más teórica, sólo centrada en la improvisación... Con este artículo voy a intentar ponéroslo fácil para el momento en el que decidáis dar el paso por primera vez.

El secreto: la constancia. Un guitarrista que se plantea trabajar de esta forma es un guitarrista que tiene claro que quiere aprender y mejorar de la forma más rápida y productiva posible, así que no debería haber problema en cuanto a la constancia y las ganas. Si lo haces es porque quieres. Bien es verdad que no todos pueden dedicarse sólo a la música y tienen que estudiar otras cosas y/o trabajar, pero entonces habrá que ser realistas. No te va a ayudar ponerte una rutina que no vas a poder cumplir o que te viene grande, así que marcamos el primer paso:

1- Pequeño examen de conciencia: Hay que pararse y pensar en qué punto se está, con papel y lápiz si hace falta. Qué hemos hecho todo este tiempo, en qué hemos avanzado, qué nos está costando más, técnicas que controlamos mejor y peor, el repertorio que hemos ido adquiriendo... También pensar qué más cosas tenemos que hacer fuera de la música y cuánto tiempo semanal podemos dedicarle a hacer una rutina. Claro que algunas semanas estarás de exámenes o con más curro o de vacaciones o con los críos. No te agobies y pacta contigo mismo sin engaños, no pasa nada si tu rutina son 30 minutos cada día, 1 hora, 3 o 5. Tú quieres aprender y en la medida de tus posibilidades y lo vas a hacer, eso es lo que importa. Una vez te entiendas contigo mismo, pasamos al punto estrella.

2- Márcate tus objetivos: ¿qué esperas conseguir de una rutina? ¿por qué quieres sentarte todos los días con una guitarra encima y un metrónomo delante durante un buen rato? Sé claro y piénsalo: objetivos. Si quieres hacerte una rutina para mejorar tu ténica y destreza ya habrás dejado claro en tu examen de conciencia que se te da mejor y en qué necesitas machacar más el metrónomo. Márcate los objetivos con respecto al paso número 1.

3- ¡La rutina!: Aquí no hay nada claro, ¡cada guitarrista es un mundo! Qué objetivos tiene, si sólo quiere mejorar su técnica, aprender aspectos teóricos, ser el amo indiscutible de la improvisación... Seguro que tienes un montón de ejercicios en tu ordenador, ¡búscalos y mételos todos en una carpeta, no seas desordenado! El desorden es igual a improductividad. Échales un ojo, decide cuáles pueden venirte bien para la rutina y no te olvides de ser realista. No selecciones ejercicios que están por encima de tus posibilidades actuales o que vas a dejar al día siguiente. Te recomiendo que metas los ejercicios seleccionados en una carpeta a parte en el ordenador llamada “rutina”, o si los tienes por escrito, bien separados del resto en un cajón a parte, una carpeta... No tienen que ser cientos, nada más lejos. Empieza un poco a “ojímetro” y a lo largo del tiempo irás desarrollando la rutina, cambiando lo que veas mejor, quitando ejercicios, poniendo otros... Sepáralos por técnicas o por orden de ejecución, como mejor te sientas. Poco a poco te conocerás perfectamente y sabrás cómo mejorar tu rutina para optimizarla y ésta es una de las razones más relevantes por las que te recomiendo que te animes con una rutina.

4- Tu ambiente: Por último y no por ello menos importante, tu lugar de estudio. No nos vamos a engañar, tú eres guitarrista y yo también, ambos sabemos lo que tenemos a nuestro al rededor: cables, el ordenador, cuerdas, un metrónomo, el afinador, cables, púas mordidas, algún pedal, cables, discos, unos cascos, cables, papéles, la foto de la novia, el móvil, el mp3, más cables... Vale, aquí lo importante es que te sientas a gusto, no pierdas el tiempo moviendo o buscando cosas y que no te encuentres con distracciones. No tienes que ser el hombre más ordenado del mundo ni tenerlo todo perfecto, con que cumpla los requisitos básicos será suficiente.
Mi consejo estrella: apaga internet, cierra la puerta y si puedes silencia el móvil y avisa en casa que no estás. ¡¡La diferencia es abismal!! Aquí te voy a pedir un voto de confianza, porque te aseguro sin equivocarme que cuando lo único que haces es tocar la guitarra lo que haces con ella te es 10 veces más útil y productivo, ¡¡de verdad!! Si tienes el messenger encendido, por mucho que te pongas en no disponible y de nick “¡NO ESTOY!” seguro que alguien te habla, le dirás que estás haciendo tu rutina, te preguntará qué haces, le comentarás cómo va y acabaréis hablando de la peli de ayer. Tú cabeza ya no va a estar a lo que tiene que estar y tus dedos continuamente del mástil al teclado, del teclado al mástil... ponerse la púa en la boca, volver a cogerla, volver a dejarla en la boca...
Si haces una rutina es porque quieres que sea útil. Hazte un favor y haz que así sea.

Para terminar ya sólo recordad que aunque puedes sólo hacer la rutina, no debería ser lo único que hagas. Toca unos temillas antes o depués, mientras estás en el ordena toca más relajado sin pensar tanto en avanzar, improvísate algo, toca por tocar... ¡¡DISFRUTA!! Sólo centrarse en pasarse horas y horas enfrente de un metrónomo puede llegar a conseguir que le cojas asco a la guitarra, asegúrate de estar contento con lo que haces.


A grandes rasgos es todo, estoy convencida de que os será de ayuda, ¡¡mucho ánimo!! Para lo que necesitéis ya sabéis dónde podéis encontrarme.


Un saludo!


PD:. Es probable que haya quiénes difieran, cada uno tiene sus métodos. Yo he intentado explicar un aprendizaje útil y productivo, dando las pautas para iniciarse según mi propia experiencia.
Éste es un artículo escrito íntegramente por mí, basado en mi experiencia y mi opinión para el blog Rocking in the Free World y Guitarristas.info. Precisa de permiso para utilizarlo fuera de las dos webs. ¡¡Gracias a Raúl por la cabecera!!
¿Te gustó este artículo?
0
Comentarios
  • #1 por javiera__ el 25/10/2009
    si de verdad, eso del messenger abierto o el internet conectada!! que terrible, te sientas a tocar mientras ves a personas en youtube tocando y ahi te quedas navegando....
    la constancia me cuesta de verdad, amo la guitarra, me motiva mucho tocar, pero nose.... creo que soy muy auto exigente con mis metas y logros.. y aveces no te sale la canción o el ejercicio a la velocidad que quisieras tener, la verdad es que me dedico muy poco a practicar...

    me cuesta hacerme una rutina de verdad ajaja xD nunca he tenido una! que terrible soy ajajaja xD

    pero gracias y saludos por escribir eso, de verdad es el único camino si quieres avanzar...
  • #2 por notxes el 09/11/2009
    lo mas importante es DIVERTIRSE tocando,,,y la constancia...pero la rutina...en mi caso nunca...
  • #3 por jimmy's blues el 18/08/2010
    Alguien escribió:
    Mi consejo estrella: apaga internet, cierra la puerta y si puedes silencia el móvil y avisa en casa que no estás. ¡¡La diferencia es abismal!!


    Abismalisima...yo me suelo encerrar unos 3 días en casa y una semana en el estudio
    XD